1789: la repetición es muy pedagógica

La estrategia que usaba mi estudiante de A1 y sobre la que os hablé el otro día me ha recordado una frase que decía y repetía uno de mis profesores: la repetición es muy pedagógica. Si digo la verdad, no recuerdo exactamente quién lo decía. Creo recordar que era uno de mis profesores de la carrera. Sin embargo, este recuerdo se mezcla con una práctica que hacía uno de mis profesores de historia del colegio y que se basaba precisamente en esta idea. Mi profesor de historia entraba cada día en clase y escribía en la pizarra la fecha más importante del momento histórico que estábamos estudiando. Así, nos pasamos cerca de un mes con la fecha de la Revolución Francesa escrita cada mañana en la pizarra: 1789. 1789. 1789.

Los alumnos nos burlábamos un poco de esta práctica. Qué profe más raro, decíamos o, al menos, lo pensábamos. Pero, a fuerza de repetirlo, a mí (y yo diría que a todos) se nos quedó grabada a sangre y fuego en nuestros cerebros tan importante fecha.

piano¿Es la repetición pedagógica? Sin duda. Todavía recuerdo cómo aprendíamos las tablas de multiplicar en la escuela: repitiéndolas una y otra vez con ese soniquete que martilleaba nuestros pequeños cerebros. ¿Pero hasta qué punto hay que usarla? Su abuso me recuerda demasiado a ese uso tan tradicional de la memoria para el aprendizaje, en lugar de usar otros métodos que favorecen la comprensión y no la memoria irreflexiva. Por otro lado, partiendo de la idea de que la repetición es muy pedagógica, ¿cómo evitar que el uso de ese aspecto positivo en el aula se convierta en una práctica aburrida? ¿Cómo y cuánto repetir?

Hoy no tengo muchas respuestas. Es día de lanzaros preguntas.

Fuente de la fotografía: Piano

Anuncios

Acerca de Guillermo Gómez Muñoz

Soy profesor de ELE en la Universidad de Deusto y escritor a tiempo incompleto.
Esta entrada fue publicada en Deusto, Diario de un profesor en apuros y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

13 respuestas a 1789: la repetición es muy pedagógica

  1. Buenas preguntas las que nos hace @cometa23 en su post: 1789: la repetición es muy pedagógica: http://t.co/FiWSO0FIbx

    Me gusta

  2. Fátima Cheikh-Khamis Cases dijo:

    Hmmm… no sé que te diga. Un profesora mía, también de la escuela, decía, a propósito del cambio de pesetas a euros, que información n veces repetida es información 0. ¿A cuántas pesetas equivale un euro? A ciento sesenta y pico, ya no me acuerdo y mira que lo repitieron hasta la saciedad. Por otra parte, nunca diré en inglés “People is nice” porque recuerdo como mi teacher repetía como una loca “people are, people are, people are” día tras día.
    Yo en clase repito mucho las cosas. O más bien reformulo y repito. Pero, desde luego, no creo que recitar contenido de memoria sea una herramienta pedagógica efectiva. Parece algo del siglo pasado, pero se sigue empleando.

    Me gusta

  3. Albert dijo:

    Creo que afirmar que la repetición es pedagógica y a la vez poner como ejemplo el canto al unísono de las tablas de multiplicar no lleva muy lejos en el mundo ELE.

    ¿El objetivo en el aula es que a un alumno se le quede ‘grabado algo a sangre y fuego’?¿Estás seguro?

    Creo que antes de hacer este tipo de afirmaciones tendrías que definir la repetición en en aula ELE porque si no parece que estamos hablando de otras cosas…

    Me gusta

    • Albert, ya siento no haber sido todo lo definido y específico que te hubiera gustado. Pero si no lo he sido ha sido precisamente porque el tema no me convence del todo ni lo tengo muy claro. Si no, no hubiera terminado la entrada más lleno de preguntas que de respuestas.
      Claro que no pretendo que mi clase de ELE sea un laboratorio en el que a mis alumnos se les quede grabado a sangre y fuego lo que trabajamos en el aula. Ni pretendo convertir mis clases en clases de canto. Pero reconozco que la repetición tiene algo de pedagógico. Lo que me cuesta ver es cómo aplicarla para no caer en metodologías memorísticas e irreflexivas, basadas en la repetición sin reflexión, como ese soniquete que “martilleaba” nuestros cerebros.

      Fátima,completamente de acuerdo contigo. Me encuentro ante la misma disyuntiva. Ese recitar aburrido y machacón me recuerda al siglo pasado y no me trae precisamente buenos recuerdos. Sin embargo, ciertas repeticiones tuvieron un buen efecto en mí, como la de 1789. O la de los euros a pesetas. En mi caso, nunca se me olvidó: 166,386.

      Me gusta

  4. Daniel Varo dijo:

    Yo en la carrera tuve un profesor de inglés que hacía dictados y, si el alumnado no ponía objeción, él se limitaba a repetir dos veces cada frase. Era un ejercicio de listening espectacular. En pocas ocasiones he mejorado tanto mi listening como en los años que tuve a ese profesor.

    Otro tipo de repetición: los juegos de “memory” con tarjetas (verbo/participio, léxico/imagen). Son formas de repetición encubierta, divertidas y que ayudan a que el proceso de asimilación se lleve a cabo.

    La repetición es pedagógica y necesaria. Otra cosa es que sea la única estrategia didáctica. Son cosas muy diferentes.

    Gracias por hacernos reflexionar y por la capacidad creativa que estás demostrando en los últimos meses. 😉

    Me gusta

  5. Creo que fomentar el pensamiento crítico en el aula es más útil, la verdad. La repetición en algún momento concreto podría ser adecuada, pero no como norma general.

    Me gusta

  6. Albert dijo:

    Comparto lo que comenta Daniel Varo, hay formas ‘encubiertas’ de practicar sin caer en la repetición ‘sin más’…por eso te comentaba que es necesario definir el concepto de repetición en el aula ELE, para que no caigamos en terrenos un tanto oscuros… aunque, sin ir más lejos, hace unos meses, como alumno de alemán, nuestro profesor nos hacía repetir palabras todos a la vez en el aula, sin ningún tipo de corrección específica en la pronunciación. Podría ser perfectamente como repetir la tabla de multiplicar.

    Me gusta

    • Albert, quizás más que definir la repetición en sí lo más importante sería pensar en qué técnicas pueden ser realmente pedagógicas (a la par que divertidas), por ejemplo, el juego del memory que plantea Dani, y cuáles no aportan nada o casi nada al proceso de aprendizaje.

      Me gusta

  7. Albert dijo:

    Sí, a eso me refiero Guillermo 🙂 Si definimos la repetición en el ámbito del ELE luego podremos enfocarla siempre hacia el aprendizaje y la comunicación y así quitarnos de encima todas las connotaciones de la palabra ‘repetición’ en el contexto educativo clásico -esas que buscan la memorización por encima del aprendizaje-.

    De ahí, ya podremos nutrirnos del millón de ideas que entre todos podríamos reunir para realizar actividades en las que queremos asentar un determinado conocimiento, que antiguamente se realizaba mediante infinitas repeticiones, por medio de juegos y diversas dinámicas.

    Creo que tengo bastante claro que hacer que los estudiantes realicen de carrerilla y en voz alta toda la flexión verbal no es la mejor herramienta para que cuando el alumno se comunique o emita un enunciado acierte al conjugar el verbo en la persona correspondiente. Un ‘juego de barcos’, por poner un ejemplo, en el que tengan que utilizar la forma correcta combinando persona e infinitivo puede ser mucho más útil.

    Por cierto, enhorabuena por el blog y por hacernos participar en él 🙂

    Me gusta

  8. Saludos, Guillermo:

    Interesante reto el que has planteado. Yo creo que hay muchas formas de repetir las cosas con variedad. Los profesores de lenguas extranjeras somos afortunados en ese sentido, ya que de primeras tenemos las cuatro destrezas para repetir un contenido de 4 formas diferentes (algunos contenidos incluso pueden repetirse al mismo tiempo usando varias destrezas, por ejemplo: viendo una película con subtítulos o con dictados como decía Daniel Varo).

    Si pienso en la lectura extensiva que es el área que mejor domino, es necesario leer una palabra alrededor de unas 20 veces a lo largo de un texto para que se quede en tu mejoria a largo plazo. En el caso de las lecturas graduadas, el vocabulario tiende a ser más reiterativo cuanto más bajo es el nivel, porque hay menor variedad de palabras que pueden utilizarse. Y con la gramática lo mismo (por ejemplo, para el nivel A1 solo se utiliza el presente de Indicativo). Además, con las lecturas graduadas también se puede repetir un mismo contenido con varias destrezas al mismo tiempo: leer siguiendo el audio, leer en voz alta o lo que se conoce en inglés como “shadowing” (leer en voz alta intentando imitar la pronunciación del audio).

    Richard Vaughan utiliza ejercicios de repetición mediante la traducción oral de frases (con el fin de agilizar el dominio oral de las formas gramáticales). La forma de añadir variedad a las frases es cambiarlas a otra persona, pasarlas a negativa/interrogativa, cambiar el complemento directo, etc. Ejemplo:
    -Profesor: I ate a lot.
    -Estudiante: Yo comí un montón.
    -Profesor: She ate a lot.
    -Estudiante: Ella comío un montón.
    -Profesor: She didn’t eat chocolate.
    -Estudiante: Ella no comió chocolate.

    Me gusta

  9. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s